FANDOM


Goblinwide



Goblin
Goblins
Afiliación
Neutral, Independiente, Bonvapor
Capital
Ninguna. Depende por completo de su cartel.
Líder racial
Príncipes de Comercio
Planeta
Azeroth
Idioma
Varios
Los goblins son una de las razas mas escurridizas, elocuentes y problemáticas de Azeroth. Se lo conoce por poseer un nivel de inteligencia directamente proporcional a su ausencia de sentido común. Debido a su tamaño, sólo aquellos que buscan suicidarse de una forma un tanto original para su raza se dedican a ser guerreros o soldados; por otra parte, los goblins mas convencionales prefieren aprovechar su tamaño para ser ladrones, corredores de autos, jockeys, jockeys de discos musicales, jockeys de ogros cuya vista ha quedado temporalmente obstruida por las manos del goblin, demonólogos, alquimistas, asesinos o ingenieros. Son reconocidos por su irresponsabilidad, por el escaso o nulo nivel de seguridad de sus cacharros mecánicos (el gnomo Jeijer intentó crear una escala de niveles de seguridad para los artefactos, descartándola finalmente tras haber colocado dieciséis niveles negativos, uno nulo y tres positivos, siendo los dieciséis primeros señalados particularmente a las creaciones de los genios mas reconocidos de esta raza) y principalmente por ser vendedores tacaños y usureros. Se dice que la forma mas eficiente de conseguir cerveza gratis de manos de un goblin es mojando tu dedo en su cenicero.


Historia

El origen de la raza es un misterio hasta para ellos mismos, aunque se sospecha que pudieron estar relacionados con fuerzas oscuras, principalmente con algún Dios Antiguo que fue dueño de un afilado sentido del humor. Se sabe que ellos mismos han sido esclavos durante siglos, primero obedeciendo las ordenes de Alamuerte, para luego pasar a manos de los trolls de la jungla. En aquel entonces y mucho antes de eso, los goblins eran crituras tontas que buscaban mantenerse ocultas la mayor parte del tiempo. Es posible que aquellos que pudieron escapar de la esclavitud se hayan adaptado a la supervivencia de las islas tropicales convirtiendose en goblins acuáticos o goblins ojoaraña, dos especies de las que sólo presumen su conocimiento los criptozoólogos, los bardos, los marineros borrachos y otra serie de fuentes poco fiables.

Convertidos en esclavos de los trolls, estos les enviaron a excavaciones de minas con demasiados gases para que cualquier criatura pudiera sobrevivir. No obstante, a pesar de no ser resistentes, los goblins tenían (y tienen) la capacidad de reproducirse como conejos, probablemente debido a su incapacidad para medir consecuencias y a su mundialmente conocido bajo estandar a la hora de elegir compañeros sexuales. En sus inmuerables expediciones subterráneas, varios miembros de la raza se toparon con un precioso y extraño mineral llamado Kaja'mita, el cual los trolls empleaban en sus rituales como amuletos que destruían rápidamente. Lo que ellos ignoraban es que la exposición a su aura radioactiva arcana acababa por desarrollar la inteligencia tras un período prolongado. Probablemente ni los mismos goblins hayan descubierto esta curiosidad hasta siglos mas adelante de haber empleado su inteligencia para huir.

Desde aquel período hasta el comienzo de la segunda guerra, los goblins dedicaron sus días a crear campamentos provisorios para huir de sus captores en una persecución interminable, dedicándose a la minería y a la ingeniería. Se sabe que pudieron tomar pequeñas islas alrededor de zonas volcánicas, pero no resultaban mucho mas longevas que los campamentos en la jungla extensa, puesto que las mareas agresivas solían barrer con cualquier edificación, sembrados, mascotas, niños pequeños y globos.

Segunda Guerra

Cuando los orcos comenzaron a barrer al continente de Reinos del Este y se toparon con los trolls amani a quienes hicieron sus aliados y al llegar al sur se encontraron con los goblins, quienes veían en su historia al comienzo de su vida como comerciantes. Ellos veían al triunfo de la Horda como algo inminente y eligieron quedarse del lado ganador. Estos les ofrecían derecho sobre el saqueo y las tierras obtenidas durante este periodo, pero rápidamente la influencia troll empujó a los orcos a tratarlos como los antiguos esclavos que eran, pasando de ser mano de obra barata y eficiente a ser forzados a ejecutar ataques kamikazes cuya alternativa era la muerte de su familia o una tortura terrible y extensa. En ambos casos, los orcos rara vez cumplían su palabra respecto a estas amenazas, aunque pocos goblin consiguieron averiguarlo. Tras la derrota de los orcos, los goblins obtuvieron como única recompensa apenas unas migajas del saqueo y un puerto humano llamado Verano de Lordaeron, el cual reconstruyeron y rebautizaron como Bahía del Botín.

Tercera Guerra

Jurandose a sí mismos no ser estafados dos veces, los goblins se relegaron a la neutralidad trabajando únicamente para el mejor postor. Actuando como mano de obra, demoledores, espias y esclavistas de otras razas menores (irónicamente, muchas razas que intentaron esclavizarlos a ellos y aún se preguntan como fue que aceptaron hacer tratos con esas criaturas en lugar de callarlos con un golpe de maza antes de dejarlos abrir la boca de nuevo). Han participado de casi todas las batallas de Azeroth durante este período, excluyendo notoriamente a la Batalla del monte Hyjal, puesto que muchos de sus empleadores insistieron en pronunciar un desesperado discurso sobre salvar al mundo cuando se les cuestionó respecto al asunto de las horas extra.


Actualidad

Los goblins prácticamente han dominado al mundo. No de la forma en la que lo hacen los científicos locos o los dictadores dementes, sino de la forma en la que lo hacen las hormigas: están en todos lados, no se entrometen en el desarrollo de nada que sea realmente relevante y se dedican a reproducirse y sobrevivir, como si fuese el primer paso de un gran plan cuyos próximos elementos desconocen por completo, pero confían que se darán naturalmente. Han levantado muchas ciudades comerciales conocidas por la flexibilidad de la ley ante la exhibición de monedas brillantes y gestos con manos u ojos que enuncian una propina para los guardias que tan atentamente han decidido enfocarse en vigilar que el barco carguero vacío llegue a salvo al puerto, distanciándose de asuntos mínimos como una puñalada en el callejón. Existe un chiste de taberna tan popular como despreciado que afirma que ocho de los diez hombres mas ricos de Azeroth son guardias goblin y los dos restantes son sus empleadores. A pesar de esta curiosidad, sus ciudades se aferran fuertemente a su neutralidad y a sus leyes contra la violencia reaccionando muy agresivamente contra todo aquel que sea tan estúpido como pegar primero y pagar después.

Probablemente debido a su filosofía de "mas vale viejo conocido que malo por conocer", los goblins tienden a aliarse a la Horda a pesar de su neutralidad, fiandose nuevamente de orcos y trolls, como también de la increíble cantidad de razas primitivas que no conocen los conceptos de contrato insustancial o esclavitud indirecta, pero que no tienen problemas en entender que los tratados son algo que uno no puede incumplir. Basandose principalmente en este ideal, fue posible la concepción de la ciudad Gadgetzan, el paraíso de los esclavistas y los dueños de gladiadores.


Goblins

Ingeniería goblin

Estas criaturas no sólo se caracterizan por su genialidad a la hora de crear artefactos, sino por la capacidad de improvisación y espontaneidad que los lleva a prescindir de usar planos. Los grandes chatarreros goblin insisten que los modelos a escala, los prototipos, los planos escritos y las pruebas de campo son para todos los que no confíen plenamente en la infalibilidad de sus creaciones. Tras esta filosofía, lo que empieza a construirse como un sistema de regado automático termina por ser algo parecido a un tanque bélico con misiles incluidos. Sólo por las dudas, ya sabes.

Otra característica fundamental de la ingeniería goblin es la absoluta ausencia en todas las medidas de seguridad, tanto durante su elaboración como en su empleo por parte del consumidor final (llamando así a "la última persona que murió usando el cachivache"). Esto se debe en apariencia al muchas veces omitido elemento llamado válvula de escape y que es considerado una leyenda urbana que los ingenieros más ancianos cuentan a los pequeños goblins. De esta forma, el 90% de las invenciones goblin son bombas potenciales y el 10% restante carece por completo de fuentes de energía arcanas o mecanismos a vapor. En tercer lugar, podemos afirmar la característica de la que los goblins se sienten tan orgullosos: mientras los gnomos prefieren la eficiencia, ellos promueven la complejidad. Una invención goblin nunca será la expresión mas simple para obtener la función para la que fue creada. Básicamente todas sus creaciones cuentan con la naturaleza de una navaja suiza diseñada por un enfermo mental. Si le pides a un goblin que te desarrolle un tenedor-cuchillo, lo mas probable es que acabe dándote un cañón que emplee a todo tipo de vajillas como municiones; si en cambio optas por encargar un mortero, lo mas probable es que le agregue ruedas, una mira laser, un cajón para guardar la lonchera y unas gafas desplegables infrarrojas de la que nadie está muy seguro para qué altura y fisionomía están diseñadas. Lógicamente, cobrará cada agregado como un extra agregado al presupuesto inicial.

¡Interferencia de bloqueo de anuncios detectada!


Wikia es un sitio libre de uso que hace dinero de la publicidad. Contamos con una experiencia modificada para los visitantes que utilizan el bloqueo de anuncios

Wikia no es accesible si se han hecho aún más modificaciones. Si se quita el bloqueador de anuncios personalizado, la página cargará como se esperaba.